Mira, la estrella cometa

SOS Mars Polar Lander

Después de darle un repaso minucioso a las señales registradas por la Universidad de Stanford durante la infructuosa búsqueda de la Mars Polar Lander, se han encontrado evidencias de que quizás la sonda aún siga viva.
Al menos, según los técnicos que han analizado las señales. Los días 18 dic 1999 y 4 ene 2000, parecen haber captado señales muy débiles, lo que dificultó su identificación.

  Richard Cook, director de la misión, aclaró que «la señal detectada por el equipo de Stanford es, indudablemente, artificial, pero pueden existir más de un lugar aquí en la Tierra desde donde originarse». La NASA explica que, de ser correcta esta hipótesis, y la MPL aún sigue viva, debieron ocurrir dos fallos simultáneos. En primer lugar, se tuvo que romper la radio en banda X, que se usaría para comunicarse directamente con la Tierra. Y en segundo lugar, el satélite Mars Global Surveyor también falló como relé entre el explorador y nuestro planeta. De hecho, esto también explicaría por qué no hemos recibido datos de las pequeñas sondas Deep Space 2, ya que su única vía de comunicación con la Tierra era a través de la MGS.

  Por lo tanto, la NASA ha enviado algunos comandos a la sonda para ver si efectivamente está viva. Si lo está, es posible que ya sea demasiado tarde para arreglar cualquier problema u obtener datos científicos, pero sería un paso adelante para conocer cuales fueron los problemas técnicos. Si todo ha sido un espejismo, la comisión encargada de revisar todo el programa de la NASA sobre Marte seguirá con un buen problema encima.

  Larry Klaes, en un foro electrónico, ha informado que no sería la primera vez que se logra recuperar a una sonda después de haber perdido todas las esperanzas. En 1970, la sonda Venera 7 dejó de comunicarse con la Tierra después de llegar a la superficie. Semanas más tarde, los técnicos descubrieron que en realidad la sonda había transmitido datos durante 23 minutos, en condiciones infernales. ¿Que ocurrió en aquel entonces? Al aterrizar, la sonda no se había posicionado bien y la fuerza de la señal disminuyó hasta el 1% de lo esperado.

  Y continuando con la invasión terrícola de Marte, la Agencia Espacial Europea (ESA) anunció que ya se encuentra estudiando los posibles lugares de amartizaje para su explorador Beagle 2 (Beagle fue el nombre del barco que llevó a Charles Darwin por todo el globo). En estos momentos se barajan dos zonas, Chryse y Tritonis Lacus.